"¡30-30!"